La meva llista de blogs

¡Ya tenía ganas de volver a conectarme!


La ciudad encantada de Cuenca




En el museo Orsay en París, junto a un Picasso









¡Hola a todos y a todas! Después del período vacacional vuelvo a esta pantalla del blog. Han sido más de tres meses sin haber tenido noticias mías, y otros tantos de estar yo sin saber apenas nada de vosotros. La verdad es que ya tenía ganas de volver a asomarme a estas ventanas que han llegado a serme tan familiares. Tengo curiosidad por saber qué ha sido de mis compañeros y compañeras bloggeros en este estío pasado y verter mis comentarios en sus posts.
Yo por mi parte os contaré que, como todos los veranos, he estado en Benicàssim, en la playa. Veraneando junto al mar. Todo un placer. También hemos hecho un par de escapaditas. Una fue en julio. A París. Estuvimos cuatro días en la ciudad del Sena. Visitamos los museos del Louvre, Orsay y Pompidou. Así como “Le Sacre Coeur”, los “Inválidos”, por supuesto la torre “Eifiel” , y paseamos por las calles de París, todo ello, de por sí, un espectáculo. No era la primera vez que íbamos a París, y tal vez no sea la última. Ya en septiembre, huyendo de la vigésimo quinta concentración anual de motos Harley Davinson, fuimos un fin de semana a Cuenca. Volvimos a visitar la “ciudad encantada”, las casas colgadas y después nos aventuramos por aquellas carreteras secundarias de Aragón que dejan bastante que desear hasta el Monasterio de Piedra. Todo bien. Y después el regreso hasta Benicàssim. Y en seguida el inicio del curso.
Este año veo en mi horario que hay una llamativa novedad. Se me ha asignado, como profesor adscrito al Departamento de Sociales, la tan traída y llevada asignatura de Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos, o tal vez debiera decirse Education for Citizenship and Human Rights. Bueno, yo no soy político, es más, huyo de los planteamientos y juicios políticos. Y me encuentro con una asignatura que es fruto de eso precisamente: de la política. Unos porque pretenden equis, y otros que consideran que esta equis no es de recibo. Luego viene aquello kafkiano de impartir la asignatura en inglés. No importa que el profesor no sepa inglés. Yo no sé inglés. La asignatura, sin embargo, igual se debe dar en inglés. La solución es brillante. Para ello dispongo de una compañera del Departamento de Inglés que se ha convertido en mi asesora o “vehiculadora” que me solventará la papeleta. Cada vez entiendo menos. El director de mi centro me dice que le han dicho desde Inspección que con buena voluntad todo se arreglará. Yo tengo buena voluntad, pero, ya digo, no hablo inglés. No hay problema porque estaré debidamente asesorado. Vale. Pero es que los chicos de segundo tampoco hablan inglés. Vale, ya aprenderán. ¿Qué hacer? Ya os contaré en los próximos meses como ha ido esta experiencia pedagógica, que a fin de cuentas no es más que una torpe pataleta política que en la práctica se ha convertido en un burdo experimento donde los pobres niños harán de conejillos de indias.

4 comentaris:

Ana ha dit...

Si alguien puede encontrar una solución con buena voluntad a ese destarifo administrativo y político, sin duda eres tú. No conozco a nadie más cercano a Bías de Priene, ejemplo de sabiduría y equidad.

Me alegra leerte de nuevo, estimado amigo. A ver si encontramos un hueco para compartir un café.

Antonio ha dit...

Bienvenido a la red y ánimo con ese nuevo reto.

Miguel ha dit...

Ana: gracias por tu referencia sobre el sabio Bías de Priene (no lo conocía) y me ha parecido muy interesante. Lo otro, lo de compararme a él en "sabiduría y equidad..." lo tomaré como un cumplido. Por cierto, lo del café, cuando quieras.
Antonio: me alegra verte de nuevo por aquí después de tres meses. Me he paseado por tu blog y veo que el nivel sigue siendo altísimo. No te quepa la menor duda que te visitaré a diario.

gemma ha dit...

¡Vivir para ver! ¿no, Miguel?
Lo mejor de todo París... y que tú nos lo cuentes. Por lo demás, el tiempo lo cura todo, ya pondrá a cada uno en su sitio. No te quepa la menor duda.
Un abrazo.

Seguidors