La meva llista de blogs

Harley Davidson


Este fin de semana se ha celebrado en el Grao de Castellón y Benicàssim la XXI concentración internacional de motos Harley Davidson. Más de dos mil motos de dicha legendaria marca han inundado las calles de esta población costera.
El lugar de concentración, como todos los años, ha sido el pinar del Grao. Allí empezaron a llegar con sus rugientes motos los primeros moteros este pasado miércoles. Y ya el viernes se alcanzó el máximo de ocupación, que como ha quedado dicho, superó los dos millares.
Los moteros son personas ya entrada en años. No se trata de jóvenes y adolescentes. Son gentes ya curtidas en la carretera que han desarrollado una pasión: su moto. Y a ella se dedican con verdadero empeño e ilusión. Ver una moto Harley es ver el espíritu puro y libre de su dueño (digo dueño porque la mayoría, por no decir la totalidad de ellos, son hombres, que llevan a cuestas a su mujer, pues suelen venir en parejas)
Es todo un espectáculo ver a estos rudos viajantes, trotamundos impenitentes, enfundados en sus oscuros trajes, evolucionar altivamente por las rutas que más o menos tienen asignadas, según las pertinentes paradas que marcan determinados bares.
El domingo por la mañana tiene lugar el desfile final. Consiste en una marcha por la costa en la que participan prácticamente todas las motos que han llegado a la concentración. El resultado, un vistosísimo y ruidoso carnaval de colores, banderas de todas clases, cascos de las más variadas formas y texturas, cuerpos tatuados, pelos ralos y blancos elegantemente recogidos en coletas, alegría desbordante en todos los participantes…
Y después, ya se inicia la retirada. Poco a poco los moteros van despidiéndose de sus compañeros y emprenden camino de regreso. La paz vuelve a las calles del Grao y de Benicàssim. Y digo esto porque durante el fin de semana que las motos han tomado estos lares, el ruido ha sido constante y ensordecedor. Y hay muchos vecinos que optan por emigrar a lugares más tranquilos durante los días que dura el evento. Sin ir más lejos, mi mujer, mi hija y yo, durante los últimos años, hemos aprovechado los días de esta concentración para ir a visitar cercanas poblaciones, pero este año, justo el sábado teníamos una boda y no pudimos irnos, así que hemos convivido con el ruido y la vistosidad de este acontecimiento anual de las motos Harley Davidson.

22 comentaris:

Joselu ha dit...

Hace tres años o así, dicho evento tuvo lugar en Barcelona y pude observar en situ la vistosidad del desfile. No me resultó molesto. Como dices, los moteros no son jovenzanos cuya pasión sea la velocidad y el peligro. La Harley Davison es un estilo de vida puramente americano que representa la América WASP. No hay moteros negros que yo sepa, aunque con la llegada de Obama al poder puede que se haya abierto el panorama. Es la filosofía de la libertad, como bien dices, la libertad de moverse, de ir dónde se quiera a una velocidad no muy acelerada por las grandes highways americanas. Me atrae de su vida su sentimiento de tribu y a la vez su individualismo radical. A mí me dan mucho miedo las motos (conducirlas o ir en ellas), así que no he podido experimentar esa fascinación por las dos ruedas, pero tengo la impresión de que algo me he perdido. Cuando los veo, me doy cuenta de que hay todo un sentimiento de vida. Y mira que son carrozones. Saludos.

Gemma ha dit...

¡Hola Miguel! Me encanta tu crónica. Esta mañana he estado viendo este espectáculo, y ha sido una grata sorpresa encontrar en tu blog esta fotografía. Yo me había dejado la cámara, así que he tomado prestada (con tu permiso)tu foto para colgarla en la red.
Un abrazo, Gemma.

La Vero ha dit...

Me fascinana estas motos. Son unas obras de la mecánica increibles. Son preciosas y tienen un plante extraordinario. Aunque a pesar de todo lo que me gusta no me haría con una porque soy mas de coches jejeje
A mi me encanta ver estas concentraciones.

Besos y abrazos

Yolanda ha dit...

Miguel, no me gustan nada las motos (a mi marido, en cambio, le encantan) y me parece que la mayoría de los moteros son unos imprudentes, pero por lo que sé la Harley es otra cosa, un modo diferente de ir sobre dos ruedas. La concentración pacífica y vistosa que relatas es muestra de ello. Seguro que fue todo un espectáculo.
Feliz curso, colega.

Vane ha dit...

tiene que ser curioso ver este tipo de acontecimientos, la verdad es que nunca he visto una concentracción motera.
Besitos

Miguel ha dit...

Joselu: Pues, sí, no me había fijado en ello, pero es verdad. No hay moteros negros. Tal vez, ahora la cosa cambie. La sensación de estar ante una trubu que camina sobre dos ruedas es real y cierta.

Gemma: Es todo un espectáculo ver semejante manifestación motera. Por supuesto que no hay ningún problema en utilizar la foto. Sólo decirte que esta foto no es de este año sino del año 1996.

La Vero: Es en verdad fascinante ver evolucionar a los moteros con sus majestuosas motos por las tranquilas calles de Benicàssim.

Yolanda: Sí, esto es otra cosa. La disciplina y el orden dominan todo. Es una filosofía que cabalga sobre dos ruedas.

Vane: Estoy seguro que te gustaría. Nosotros hace veintiún años que todos los meses de septiembre asistimos a esta concentración, y aunque a veces, nos resulta un poco ruidosa, no dejamos de asistir a este desfile dominical.

Lujo ha dit...

Hola Miguel,
Sí, son lindos esos bichos pero hacen un ruido de mil demonios.
Cuando por aquí hacen algo similar se monta "la de Dios es Cristo" y tienes que ir tapándote los oídos.
Tienes razón sus vestuarios son IM-PRESIONANTES ;)
Miles de abrazotes enormes para ti y toda la family.

Miguel ha dit...

Lujo: Pues sí, son estéticamente muy bonitos y es bonito ver todo el colorido que desparraman por la calle, pero el ruido es infernal.

fernando ha dit...

no me caen bien los moteros y las motos. Habrá casos que conduzcan bien, pero la mayoría de las veces veo tipos que van como locos y haciendo mucho ruido con las motos. un abrazo.

Fernando Manero ha dit...

No soy muy aficionado al ruido ni a ese tipo de concentraciones, pero la describes con tanto tino y tanta precisión que hago este comentario no en función del acontecimiento en sí sino de tu capacidad para expresarlo tan bien. Un cordial saludo

El rincón de Chiriveque ha dit...

Cuántas motos, Miguel, jeje, si eres capaz de disfrutar pese al ruido, enhorabuena. Un abrazo.

Miguel ha dit...

Fernando: De todo hay, pero a mí me molestan más los adolescentes que tienen una moto y le quitan el silenciador. El ruido es infernal. Y la policía no pone coto a esto.

Fernando Manero: Muchas gracias por tu comentario. Me siento halagado por tus palabras.

Chiriveque: No creas, a veces optamos por marcharnos durante el fin de semana que dura la concentración.

Clares ha dit...

Siempre es un espectáculo ver una concentración de motos con sus moteros encima. En efecto, lo describes muy bien y de un modo muy tolerante, porque no hay cosa peor para mí que el ruido. Yo habría huido más lejos. Antes mi marido y yo íbamos en moto a nuestros viajes, pero ya nos hemos vuelto más comodones.

Marinel ha dit...

Donde yo vivo,hay mucha afición por las motos, e incluso una asociación.
En más de una ocasión, hemos visto pasar esas motos ruidosas,cuyos conductores parecen en algunos casos,que vayan conduciendo acostados.
Es impresionante el ruido que hacen y la algarabía que producen.
También me gusta ver, cuando vienen muchos con motos maqueadas,como dicen, y algunas viejísmos modelos que conservan inmaculados y llaman poderosamente la atención de quienes estamos viéndolos.
Un beso.

Miguel ha dit...

Clares: Pues la verdads es que es muy vistoso, pero ruidoso. Y a veces optamos por marcharnos.

Marinel: Hay algunas motos que son incríbles, y, es verdad, hay quien parece que conduzca acostado.

María ha dit...

¡¡Hola Miguel!!

Pues la verdad es que las Harley, son unas motos super impresionantes, de hecho hay algunos modelos cuyas dimensiones se parecen más a las de un pequeño coche que a las de una moto.
Yo personalmente, siempre las he asociado a personajes un tanto peculiares, tirando a macarras(estéticamente hablando)...Pero seguramente, será por los cueros y las tachuelas de sus indumentarias... Mi conocimiento de ellos es cero y solo llega hasta ahí.

Por lo demás, debe ser todo un espectáculo ver una concentración de ellas, aunque el ruido debe ser ensordecedor, sobre todo por la noche no me extraña que la gente huya...ja,ja,ja.

Muchos besos.

Luis Antonio ha dit...

Hola que tal, soy Luis Antonio , Te interesa poner anuncios de texto en tus blog.
Puedes ganar hasta 50 euros por cada blog o web.

Cualquier interesado remitirnos los blogs, para poder revisarlos.
Este es uno bueno.

un Saludo cordial.

Luis Antonio

tel : 997154034 // Lima,Perú

Puedes contactarme por mesenger si quieres:
luisantonioep@hotmail.com

Puedes contactar por facebook :
ls-antonio@hotmail.com

Miguel ha dit...

María: Es muy sugerente y muy plástico esto de las concentraciones de moteros, pero el ruido...

Perséfone ha dit...

Mira que no soy muy amiga de las motos, pero la Harley, con su particular sonido, me tiene hechizada.

Me encanta que se sigan celebrando este tipo de eventos. Son una muy buena oportunidad de relacionarse con gente con tus mismas pasiones.

Un abrazo.

Miguel ha dit...

Perséfone: Tú los has dicho: el sonido de las motos Harley es único y particular. Forma parte de ellas.

Arwen ha dit...

Una entrada muy ruidosa jejeje yo cuando vivia en Ibiza todos los años los veiamos acampar en calabassa y era un espectaculo como bien dices ruidoso y muy vistoso...un abrazo muy grande para toda la family

Miguel ha dit...

Arwen: Efectivamente, un espectáculo, pero un espectáculo ruidoso.

Seguidors