La meva llista de blogs

La araña municipal




Fue en Plasencia, lo recuerdo bien. Era una tarde de mucho sol. Tal vez era verano. Cuando llegamos a la ciudad, buscamos el centro y fuimos a parar a la plaza del ayuntamiento. Buscábamos un sitio para aparcar y no lo encontrábamos. Y justo allí a escasos cincuenta metros de la entrada principal de la Casa Consistorial había unos cuantos aparcamientos vacíos. Era raro, porque la gente andaba como nosotros buscando sitio donde aparcar. Paré el coche y miré si había alguna señal de prohibición o restrictiva, y no hallé nada que impidiera el aparcamiento. Entonces miré hacia ambos lados por ver si había algún guardia, y sí, había uno justo a nuestro lado, a un tiro de piedra. Me sentí reconfortado. La actitud de aquel policía municipal nos sacaría de dudas.
Aparqué. Y salí del coche. Inmediatamente mi mirada se dirigió hacia el municipal que estaba merodeando por las inmediaciones de la entrada del Ayuntamiento. Nada. No nos dijo nada. Entonces, intuí, nada malo habíamos hecho.
Nos fuimos a pasear por el pueblo un par de horas y al regresar vimos que había una nota en el limpiaparabrisas. ¡Era una multa por mal aparcamiento! Y la hora de la multa era justo cuando dejamos el coche. Fue sin duda aquel municipal que nos estaba mirando y que no nos advirtió de nada el que nos la impuso. No daba crédito. Yo pensaba que si aquel sitio no era apto para aparcar, el urbano nos lo habría hecho saber, pero al no decirnos nada, pensé que actuaba de forma legítima. Nos engañó. Estaba como una araña esperando que alguien cayera en su tela de araña. ¿Quién sería la próxima víctima?

23 comentaris:

Bertha ha dit...

Con este título; se presta a confusión jijiji.Pensé, que era una especie en protección(la araña).A este indivíduo le tiene que hacer un monumento la municipalidad: por lo que debe de recaudar, sí sigue con este método...los hay pillos eh!

Un abrazo Miguel me ha encantado!

Lourdes ha dit...

Evidentemente, sólo podrían caer "en la trampa" las criaturicas ajenas a la localidad. Allí todo el mundo sabe lo que pasa, pero el que llega de fuera, pues no.
De todas formas, qué poca vergüenza, joé! Sin señal que lo prohíba y sin que el municipal sea "honrado" ... Vaya tela.

Besos, Miguel!

Miguel ha dit...

Bertha: Pues sí, con este método, pues ya ves.

Lou: Pues la verdad es que yo no vi señal alguna. Si la había, de verdad que no la vi, pero como estaba allí el guardia, pensaba que si no estaba permitido aparcar, me lo hubiera avisado...

Novicia Dalila ha dit...

He visto esa forma de proceder en alguna ocasión. Les he visto alrededor del colegio de mis hijos, que se llenaba de coches en doble fila - o triple incluso - de padres que iban a recoger a sus hijos. En alguna ocasión les he visto multar sólo a uno y al resto - igual de mal aparcados, no - y a mí me han echado de una esquina porque decían que entorpecía el tráfico, y al que estaba exactamente igual que yo, no decirle ni pío... No sé a qué se debe exactamente esa discriminación y esa forma tan aleatoria y subjetiva de multar o de echar de donde estás... Pero me cabrea muchísimo.
Menos mal que no todos son iguales eh??

Un beso, Miguel. Y muy buen finde.

Marinel ha dit...

No sabes que ahora han de recaudar sí o sí.
Y claro que te engañó...pero eso tampoco es tan extraño ahora,¿no crees?
La impotencia y la rabia debieron aunarse,seguro que sí.
Mis condolencias hacia vosotros y los muchos más que a buen seguro caerían en la tela de araña.
:(
Besos.

Joselu ha dit...

El resultado de aquello tan absurdo y tan malintencionado es este post que ha revivido las circunstancias en que se produjo. El guardia ha recibido un castigo estético, que él desconocerá, como tanto chorizo ignora lo que en realidad opinamos de ellos. Asombra que recuerdes este detalle y que nos lo traigas. Los que te leemos entendemos la importancia que tuvo esta situación que has sabido evocar y reinterpretar tiempo después.

Bertha ha dit...

...aunque es denunciable esta falta de rigor.Esta bien que mire por los intereses de sus empresa y otra que se aproveche de la buena fé.

-Vuelvo a entrar: porque parece que me divierte esta situación.A mí me pasó lo mísmo en una feria que deje el coche y cuando volví estaba la multa de rigor y casi se lo lleva la grúa.Por otro pillo de la mísma guisa, no le costaba nada avisar o prohibir que ahí no se podía dejar el coche.

-Disculpa Miguel por el rollo.

Un abrazo.

TORO SALVAJE ha dit...

Menuda sanguijuela de municipal.
Hay que ser mala persona para aprovecharse de los que desconocen la prohibición.

Saludos.

Miguel ha dit...

Novi: Pues sí, a veces, depende de la mala gaita con la que se haya levantado el urbano de turno...

Marinel: Pues eso, que el municipal-araña se cobró una nueva víctima.

Joselu: Cuando me vino la notificación de la multa a mi casa. La recurrí, y allí puse con pelos y señales la actuación de aquel agente, citando hasta su número de identificación (porque lo ponía en la multa) pero los del consistorio fueron cómplices. Y pagué.

Bertha: No, si es que hablando se entiende la gente ¿no? Pues eso, que nada le hubiera costado advertirme que allí no se podía aparcar...

Toro: Y que lo digas...

Luis Antonio ha dit...

Ese guardia ensucia el uniforme que lleva.

Un abrazo, Miguel

Yolanda ha dit...

Huy, colega, el afán recaudatorio de cualquier departamento oficial es insaciable. A mí me han puesto dos multas a la puerta de mi colegio, y los agentes me conocían de sobra, incluso fui profesora de los hijos d euno de ellos, pero, ya ves, lástima que yo no obré con ellos con tanto celo, porque fui más que generosa en no pocas ocasiones. Podrían haberme avisado, si la situación lo merecía, algo harto dudoso, pero no, prefirieron cumplir con su obligación (¿) que no es otra que recaudar, joder y cabrear a todo bicho viviente. He visto poner multas de la ORA cuando faltaban diez minutos para que expirara el periodo obligatorio, no me digas que no es mala leche... Luego se extrañan de que nos escaqueemos siempre que podemos o que dejemos de pagar si hay ocasión, viendo lo que hacen con nuestro dinero. Leído en Twitter: "Al ciudadano honesto, todo son impuestos; para los defraudadores, todo son favores". Más claro, agua. ¡A las barricadas!
Un abrazo, colega.

María ha dit...

Yo también me iba por los derroteros de BERTHA con tu título jajaja no obastante, este municipal, no es una araña, es una tarántula y además venenosa... ¿cómo y con qué argumentos justifica una multa en un lugar que no está señalizado como prohibido?

Es más si una autoridad del orden consiente un comportamiento supuestamente ilícito el primer infractor es él, porque a ti te puede disculpar la ignorancia, pero él consiente algo mal hecho y luego lo sanciona... ¡¡numero de placa por favor!! que lo vamos a empapelar MIGUEL, ya verás como dejamos a la araña con las ocho patas hacia arriba:-)


Muuuchos besos y muy feliz finde.

Miguel ha dit...

Luía Antonio: Desde luego que sí.

Yolanda: Yo, la verdad, es que hay muchas cosas que no las entiendo. Este caso me hizo pensar mucho. Y no saqué nada en claro. Solo mala leche. Y también impotencia. Porque yo recurrí la multa y expliqué más o menos lo que he contado en el post. Pero la contestación fue tajante. Debía satisfacer el importe de la multa. Y así hice.

María: Tienes razón. Pero quiero que sepas que yo recurrí la sanción y argumenté lo que tú dices. El resultado fue que se ratificaron en la sanción y tuve que pagar. La araña siguió, pues, tejiendo su tela.

MAR ha dit...

Miguel¡ en Plasencia ?provincia de Cáceres, de la Extremadura alta
Que verguenza de municipal¡
Y que sea,de mi tierra...
Me pasó algo parecido en Chipiona.
En todos los sitios cuecen habas

Bss

Hada Isol ♥ ha dit...

Que bobina!(picaro) si me habrá pasado eso antes! y lo peor es que aqui no solo no te avisan sino que esperan a que vuelvas y te sacan una coima!(te piden dinero)y si no estás mal estacionado te lo inventan mira este video: http://www.youtube.com/watch?v=kzBkKugrJRY eso pasó aqui en esta provincia,(disculpas por el vocabulario de los que filman,aqui son mal hablados)

Miguel ha dit...

Mar: Pues sí, una ciudad preciosa, pero con gente de todas las clases...

Hada Isol: Y es que en todas partes cuecen habas, como decimos por aquí.

VANESSA ha dit...

Seguramente tenga las mismas patas que una araña para poner multas!
No hay q fiarse nunca..
Besoss

Miguel ha dit...

Vanessa: La verdad es que tenía una tela de araña muy bien dispuesta...

Diego ha dit...

Los poderosos y políticos no tendrían nada que hacer sin sus súbditos que se quitan el sombrero y les besas los pies. A veces, incluso, sin que éstos tengan compesaciones. Es lo más triste.

Vivimos en una sociedad individualista y destinada al fracaso, más con est etipo de actitudes. Y llevo observando mucho tiempo que hay ciertas perfiles de personalidad (desgraciadamente muy extendido) que necesitan sentirse poderosos: unos ante su pareja, otros en su comunidad de vecinos y otros en empresas o gobiernos. Ojo, no creo que todo el mundo sea así.

Lo que está claro es que este mundo nos educa de manera ferozmente competitiva y nspo programa para desplegar esas actitudes contrarias a lo solidario, Y conste que si el ser humano tiene vida y ha evolucionado es por los lazos de cooperación.

O cambiamos o morimos.

Un abrazo

Clares ha dit...

Hombre, Miguel, el hombre tenía que cobrar un pequeño sobresueldo en multas. A nosotros nos pasó algo parecido en Valladolid, guardia al acecho, aparcamiento, multa. Debe ser una táctica arácnida que les enseñan en la academia de policías. ¿Pagaste la multa? Nosotros no, y no nos reclamaron nada. Eran otros tiempos.

Miguel ha dit...

Diego: Un poco esa sensación que tú bien describes, es la que se me quedó a mí al ver la multa.

Clares: Pues yo recurrí la multa y me contestaron que se ratificaban en la multa. Total, que pagué. Pero me tuvieron que oír (leer)

Angie ha dit...

Nada, Miguel, en temas de aparcamiento no te puedes fiar de nadie. Hay lugares concretos donde nos etán esperando. Recuerdo una prohibición de giro a la derecha en un poste, tan alta que es imposible verla, que además daba a una calle muy ancha. Cuando el municipal el dijo que no había respetado la señal le pregunté que qué señal. Imposible verla desde el coche. Allí estaban, esperando a algún ingenuo y, lo peor, allí sigue todavía. Una pena.

Besos.

Miguel ha dit...

Angie: Pues sí es una pena, porque la mayoría de las señales están puestas con buenas intenciones...

Seguidors